jueves, 24 de diciembre de 2015

Niña pierde la vida en ataque dirigido a su papá



ARN Foto: Cortesía | 

Una niña de siete años de edad perdió la vida durante un ataque dirigido a su padre en el momento en que estaban detenidos en un semáforo en la avenida Florencio Jiménez, oeste de Barquisimeto.
La noche del viernes, Wildomar Ernesto Mendoza Hernández, de 27 años de edad, acompañado por su esposa e hijas, ambas sentadas en el asiento de copiloto de su vehículo Chrysler Neon, se detuvo en el semáforo en el Cementerio Nuevo, en el sentido este – oeste.
identificar, abrió fuego contra él, varios proyectiles lo dejaron sin vida al instante y desafortunadamente, su hija, también fue impactada en el lado izquierdo de la cabeza.
La esposa y madre de la niña, resultó ilesa, pero nada pudo hacer para salvarle la vida a sus seres queridos.
Al sitio llegó una comisión de efectivos de la Policía Nacional Bolivariana quienes a su vez notificaron al Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas.
Pero los uniformados observaron una extraña actitud de Ángela Cuenca, la sobreviviente. En el bolso escolar de la niña tenía oculta una pistola y una granada de mano. Quedó detenida al instante. Ayer en la tarde se llevó a cabo la reseña de su detención y sería entrevistada por los detectives del Cicpc.
Había matado a una novia
El occiso era apodado El Zancudo Loco, conocido por las autoridades pues en más de una ocasión estuvo detenido.
Tiene registros policiales y antecedentes con privativa de libertad desde el 2009 por tenencia de drogas, porte ilícito de arma de fuego, robo agravado, asociación para delinquir, uso de adolescentes para delinquir, y está implicado en varios homicidios.
El caso más contundente ocurrió el 12 de mayo del año 2013 cuando le quitó la vida a la mujer que para entonces era su pareja.

Margarita Merly Mendoza Martínez, de 28 años, fue ultimada en el barrio El Cardenal, calle 4, manzana B, en la población de Quíbor.
En un ataque de celos, El Zancudo Loco la hirió y luego la trasladó al hospital de la población pero falleció a su ingreso.
En enero del 2014, efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana lo capturaron en el Cementerio Nuevo en un operativo enmarcado en el Plan Patria Segura y el Patrullaje Inteligente, durante el sepelio de un antisocial abatido por el Cicpc en Quíbor.
Se desconoce cuándo y por qué fue dejado en libertad, lo cierto es que este año participó en un doble homicidio ocurrido en la calle 14 con vereda 7 de Cerrito Blanco.
El 17 de agosto de 2015 le cercenó la vida a Albert Enrique Rodríguez Chacón, de 20 años y a una adolescente de 14 años.
En ese crimen actuó junto a criminales apodados El Monito y El Rey.
A principios de año su fotografía fue colocada en la cartelera del Cicpc subdelegación Barquisimeto, como uno de los hombres más buscados.

No hay comentarios: