miércoles, 7 de abril de 2010

Cuerpos de seguridad del Estado combaten delito de extorsión telefónica en Nueva Esparta


Cuerpos de seguridad del Estado combaten delito de extorsión telefónica en Nueva Esparta

Porlamar, 07 Abr. ABN.- Para combatir el incremento en el delito de extorsión telefónica que se ha registrado en el estado Nueva Esparta, fue creado un procedimiento conjunto entre cuerpos de seguridad del Estado. Guardia Nacional Bolivariana (GNB), Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) y Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), participan en esta iniciativa.
Así lo informó el General de Brigada Carmelo Hernández Pérez, comandante de Guarnición Militar en la región insular. Durante una rueda de prensa ofrecida para detallar los resultados del Operativo Semana Santa 2010, Hernández Pérez enfatizó que en la isla el delito de extorsión a través de teléfonos fijos o celulares registró un preocupante incremento en el pasado mes de marzo.
El Comando de la Guarnición Militar, en conjunto con los cuerpos de seguridad que hacen vida en la región insular, diseñó un procedimiento para que cualquier instalación policial o de la Fuerza Armada Bolivariana reciba la denuncia correspondiente en caso de extorsión.
La vulnerabilidad de las personas cuando sienten amenazada su familia, es uno de los puntos débiles que aprovechan los delincuentes cuando llaman a alguien para extorsionar, de acuerdo con Hernández Pérez.
“Hay amenazas a la familia, a la vida de las personas, y la intranquilidad que genera una llamada de este tipo, hace que la víctima se apresure a pagar ciertas sumas de dinero”. Advirtió que en su mayoría se ha detectado que esas llamadas no pasan de ser sólo amenazas sin ningún sustento, y provienen en su gran mayoría de centros penitenciarios.
El comandante Hernández Pérez ofrece una serie de recomendaciones a las personas que son víctimas de extorsión telefónica. “Hay que mantener la calma y verificar que los familiares por los cuales nos están extorsionando se encuentren bien, antes de alterar al círculo familiar', dijo. Además, no se deben aportar datos específicos sobre la familia y en ese sentido, no dejar que los niños atiendan el teléfono porque tienden a ser sugestionables y dar demasiada información. Para que este procedimiento conjunto funcione debidamente, la recomendación más importante es que se ponga la denuncia, apunta Hernández Pérez.
“La ciudadanía obtiene una respuesta inmediata al hacer la denuncia correspondiente. Además ya existen los equipos para determinar de dónde vienen la llamada e identificar quién la ha hecho'. Finalmente, el Comandante de la Guarnición Militar reitera: 'Es esencial que la gente sepa que cuenta con unos cuerpos de seguridad que están haciendo todo el esfuerzo para eliminar este delito. Por eso necesitamos que se hagan las denuncias correspondientes”.