jueves, 10 de septiembre de 2009

NOTICIAS DE SUCESOS (NUEVA ESPARTA)


Una comisión del área metropolitana de la Dirección General Contra Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, llegará en las próximas horas a la isla de Margarita, para apoyar las investigaciones relacionadas con un cuádruple homicidio ocurrido la tarde del martes, en el hotel Royal Palace, ubicado en la avenida 31 de Julio, vía playa El Agua.

Aunque el comisario Marco Tulio Vivas, se mantiene parco en sus declaraciones confirmó el crimen del capitán Franklin Rafael Patiño, quien fue designado juez Militar Cuarto de San Cristóbal estado Táchira, desde el 08 de agosto de 2008, es decir, desde hace poco más de un año, por el entonces ministro de la Defensa, Gustavo Rangel Briceño.

El jefe policial no descartó ninguna hipótesis en relación con este cuádruple homicidio, entre cuyas víctimas también se encuentra un extranjero de nacionalidad checa de nombre Kysanek Zdenko, el primero en ser abatido por los presuntos sicarios.

Las otras víctimas quedaron identificadas como Eudis Eduardo Leonett, y Ender Río, de 18 años, al parecer natural de San Cristóbal.
Se salvaron de milagro
Aunque el caso está rodeado de un profundo hermetismo, algunas personas cercanas al sitio del suceso, aseguraron que Leonett, llegó de visita a la posada, donde habitan 23 familias, entre ellas, una prima de la mujer de éste, quien les habría invitado a una parrillada.

Ambas se salvaron milagrosamente, ya que habían subido al apartamento de la familia para echarle un vistazo a un sancocho que estaban preparando, por lo que no corrieron con la misma suerte.

Nadie explica la presencia en ese sitio del magistrado militar, debido a que el mismo no reúne las condiciones exigidas por su investidura.
Con la profundidad del caso
Vivas aseguró que las investigaciones “están iniciadas” y que se están llevando a cabo “con la profundidad que amerita el caso y no se descarta ninguna hipótesis”.
Vía “La Hora Digital